Fin de semana en Cádiz



Os relato a continuación mi viaje a Cádiz, en primera persona, de los días que me cogí de vacaciones para ver esta fabulosa ciudad.

El viaje comenzó el viernes por la mañana con salida desde Málaga. La ruta que seguimos para ir fue por Algeciras. Fuimos desde Málaga por toda la autovía de la costa hasta Algeciras (usando el peaje que ha bajado bastante de precio). Antes de llegar a Algeciras, nos desviamos y tomamos la autovía hacia Jerez. Tras una hora mas de camino, llegamos a las cercanías de Jerez donde tomamos el desvío hacia Cádiz. Llegamos mas o menos en 3 horas.

Nos alojamos en el hotel Tryp la Caleta que pertenece al grupo Meliá. Os recomiendo este hotel porque en estos momentos tiene una oferta por la que podéis pasar dos personas un fin de semana completo (dos noches) por 100€ mas IVA e incluye el desayuno buffet. Además, es un hotel de 4 estrellas con todas las ventajas que conlleva y está en primera línea de playa y, aunque no es temporada de baño, las vistas eran inmejorables. La reserva la podéis hacer a través de booking. También hay que destacar que está rodeado de muchos restaurantes, bares de tapas y cervecerías irlandesas en las que cenar o charlar un buen rato con una copa delante.

Para visitar la ciudad de Cádiz, Jerez de la Frontera y sus pueblos colindantes, recomendamos alquilar un coche con conductor, ya que conocen perfectamente los lugares más emblemáicos y supone una mayor comodidad al no tener que conducir.


Viernes

Ayuntamiento de Cádiz
 

Nos bajamos en la plaza de España, junto al edificio de la diputación de Cádiz y a partir de ese momento comenzamos a pasear por el centro de la ciudad. La primera tarde estuvimos por la parte comercial del centro dando un paseo por las calles de la Carne, Columela, del Rosario, de la Compañía, plaza de las Flores, plaza de la Catedral, calle Pelota, plaza de San Juan de Dios (Ayuntamiento de Cádiz) y, mas allá, calle Novena y plaza de San Antonio y Mina.

Todo esto en la primera tarde del viernes dando un paseo tranquilo, disfrutando del bullicio del centro, de los comercios y de la iluminación nocturna de los distintos monumentos y edificios de la ciudad.Se hizo tarde y dudamos si cenar por el centro o cerca del hotel. Al final nos decidimos por el centro y dimos un paseo hasta que encontramos un mesón muy peculiar que nos llamó la atención. No recuerdo como se llama pero está justo en el centro de la calle de la Manzana (casi paralela a la calle del General Luque). El sitio es pequeño y casi no hay mesas para sentarse. Tenéis que sentaros en la barra, pedir una buena caña “servesita” y algunas tapas. Están buenísimas. Os recomiendo el solomillo a la castellana y el solomillo en salsa. Los champiñones al ajillo también están muy ricos. Y todas las tapas las ponen con patatas fritas. En cuanto al bar, es muy peculiar y hay que estar allí para verlo. Tras la cena, volvimos al hotel en el autobús (línea 1) y nos tomamos unas copas en uno de los bares irlandeses de las inmediaciones.


Sábado

Al día siguiente y tras disfrutar de un buen desayuno buffet nos pusimos en camino de nuevo hacia el centro de la ciudad pero para verla ahora de día, con sol y mas detenidamente. En esta ocasión no cogimos el autobús sino que disfrutamos de un paseo hacia el centro por la arena de la playa. Las vistas son increíbles y no se puede resistir la tentación de hacer miles de fotos.


Primero fuimos un rato por la playa, después por el paseo marítimo. Hicimos algunas fotos desde una escalera de caracol que baja a la playa y continuamos adelante. Pasamos un pirulí parecido al de Madrid que pertenece a un edificio de Telefónica y cada vez teníamos mas cerca el centro de la ciudad.

En los muros del paseo marítimo hay muchos gatos que están bien alimentados por los vecinos de la zona y a la derecha, una vez ya pasadas las murallas del centro de Cádiz, hay algunas zonas deportivas y culturales (antigua cárcel de la ciudad). Cuando llegamos a la altura de la Catedral, abandonamos el paseo marítimo para internarnos en las calles del centro.


Catedral de Cádiz

Para entrar a ver la Catedral hay que pagar 6 euros (a no ser que haya misa) y para subir a la torre de la derecha también hay que pagar. Supongo que las vistas desde la torre deben ser espectaculares (nosotros no llegamos a subir).

Abandonamos la plaza de la Catedral para seguir por la calle de La Compañía hasta la plaza de las Flores. Esta es una plaza triangular con el edificio de correos (recién restaurado) en un extremo. Durante el día está llena de gente y de puestos de flores. No se puede visitar Cádiz sin pasar por esta plaza. Después continuamos andando hasta la plaza contigua en la que se encuentra el mercado de abastos de la ciudad. Alrededor del mercado hay numerosos puestos callejeros con todo tipo de cosas, desde erizos de mar que te puedes comer allí mismo hasta radios de bolsillo (”con pilas y cantante incorporado” decía la vendedora).

Después de hacer algunas compras en los puestos, seguimos andando por la calle del Hospital de Mujeres y la calle de la Rosa hasta la playa de la Caleta en la que hay unas vistas preciosas del castillo de Santa Catalina a la derecha y del malecón y el castillo de San Sebastián a la izquierda. En la misma playa hay un antiguo balneario que hoy día pertenece a la Consejería de Cultura. La playa está plagada de barcas de pescadores, gaviotas y personas que pasean o toman el sol. A la derecha hay un “chiringuito” en el que poder tomar una buena cerveza disfrutando de las vistas y no se puede resistir la tentación de tomar miles de fotos de todo lo que te rodea.

Llegó la hora de comer y estábamos hambrientos. Para saciar nuestra hambre nos fuimos al barrio de la Viña que es típico de pescadores y en el que hay muchísimos bares en los que poder tomar pescado fresco de la ciudad. Os recomiendo la calle Virgen de la Palma. Esta calle tiene un sabor especial con el que podemos ver todavía la Cádiz de hace muchos años. La calle está llena de naranjos a los lados y de bancos para sentarse. El final de la calle está rematado con la iglesia de San Lorenzo y el suelo es de antiguos adoquines. A ambos lados de esta calle hay numerosos restaurantes en los que comer toda clase de pescado. Nosotros nos decidimos por el restaurante La Dorada. No me arrepiento de la elección. Comimos bastante bien. En mi caso pedí una dorada con patatas a lo pobre acompañada de varias cañas de cerveza y una buena ensalada mixta. Buenísimo pero un consejo, pedid la dorada bien hecha. De postre, un par de buenos cafés solos para subir el ánimo.

Os recomiendo también que deis una vuelta por el barrio de la Viña. Es precioso. Todas las calles están adornadas con macetas en las paredes y el barrio conserva todavía muchos detalles del barrio de pescadores que siempre ha sido.

Después de comer, nos propusimos caminar por el Malecón hasta el castillo de San Sebastián. Es un paseo muy recomendable porque las vistas de la playa de la Caleta a la izquierda y del resto de Cádiz y la playa de la Victoria a la derecha son inigualables. Miles de fotos también. Cuando la marea está baja, pueden verse muchas rocas cubiertas de algas verdes por las que se puede andar y ver algunos moluscos. Al final del malecón hay una escalera por la que se puede bajar a la playa y se puede rodear el castillo saltando de piedra en piedra (cuidado aquí que resbalan mucho). El único inconveniente es que el castillo está cerrado por obras porque van a construir un auditorio que se parece al de Sidney.


Playa La Caleta (Cádiz)

Después del malecón, andamos de nuevo toda la playa de la Caleta y fuimos hacia el Parque Genovés pasando por delante del Parador Nacional de Turismo de la Ciudad. El parque es magnífico, hay columpios, árboles grandes, frondosos y exóticos, una pajarera con patos y algunas aves mas y un paseo en el que todos los árboles están podados de varias formas. Merece la pena dar un paseo por este parque y columpiarse un rato.

Después del parque fuimos por la calle González Tablas y la calle de Hércules hasta la plaza de Falla en la que se encuentra el gran Teatro Falla famoso por los carnavales de la ciudad. De hecho en este fin de semana ya estaba todo Cádiz alumbrado para las fiestas que van a comenzar dentro de poco. Nos hicimos algunas fotos junto al teatro y continuamos nuestro paseo por calle Benjumeda y calle Zaragoza hasta la plaza de San Antonio en la que hay una bonita iglesia y seguimos andando por la calle Ancha en la que hicimos un descanso tomando un buen café de media tarde.

Tras tomar el café podrían ser perfectamente alrededor de las seis de la tarde por lo que decidimos visitar el centro comercial de la ciudad y entrar en algunas tiendas para ver si encontrábamos algo que nos gustase. Estuvimos de nuevo por calle Ancha, plaza de los Palilleros, calle de la Carne y plaza de San Francisco. Llegados a esta plaza decidimos que era hora de descansar por lo que nos metimos en un Pub Irlandés que se encuentra en esa misma plaza para relajarnos con unas buenas cervezas y una buena conversación.

Llegó la hora de la cena y, para rematar el día, fuimos al restaurante “El Fogón de Mariana” que se encuentra en la calle Antulo, muy cerca del Ayuntamiento de la ciudad. Comimos de lujo. Aquí nos pedimos un buen plato de carne a la brasa aderezado con una buena ensalada y vino de rioja. Después nos fuimos a dormir al hotel.


Domingo

Al día siguiente no nos quedamos en Cádiz capital sino que nos fuimos a Sanlucar de Barrameda (como ir de Cádiz a Sanlucar) para hacer un tour en barco por la desembocadura del Guadalquivir y las marismas de Doñana. Este es un barco de la Consejería de Turismo que hace una visita guiada por varias zonas del Parque Nacional. Os lo recomiendo encarecidamente y no os marchéis de Cádiz sin hacer esta excursión sea cual sea la época del año.

Para poder coger plaza en el barco (llamado San Fernando), debéis reservar con cierta antelación en el Centro de Interpretación de la Naturaleza “Bajo de Guía” (tlf 956363813). El billete en el barco cuesta alrededor de 15.50 euros por persona y el viaje dura unas tres horas. El barco zarpa a las 10:00 de la mañana por lo que debéis estar ya en él a las 9:30 así que ese día tenéis que madrugar un poco pero merece la pena.


Durante el viaje (os aconsejo que llevéis prismáticos) veréis montones de aves marinas y animales bebiendo en las orillas del Guadalquivir. Se hacen dos paradas, una en el poblado de la Plancha en la que veréis cómo son las chozas en las que vivían los habitantes del lugar, las carbonerías y muchos animales pastando desde un mirador bastante adentrado en el interior del parque (nosotros vimos jabalís y gamos). La segunda parada es en las Salinas donde os explicarán el sistema de lagunas del parque con las que se obtiene la sal y veréis muchas aves marinas de cerca en una de las lagunas.

Sobre la una de la tarde volvimos a Sanlucar, vimos rápidamente el museo marítimo ubicado en la antigua Fábrica de Hielo (frente al embarcadero) y nos fuimos a comer. En Sanlucar nos habían recomendado el restaurante La Choza en el que se come carne buena, abundante y barata. Es muy peculiar porque tiene mesas muy largas en las que todo el mundo se sienta y los platos son muy grandes. No podría explicaros como se llega pero si preguntáis en la recepción de la Fábrica de Hielo os lo explican porque el restaurante es muy conocido en Sanlucar y se llena muy rápido así que id con tiempo o no encontraréis sitio.

Jerez de la Frontera


Después de la comida y de un buen café solo, dimos por terminado nuestro viaje y cogimos el coche para ponernos rumbo a Málaga. Nuestro itinerario iba a ser Sanlucar-Jerez-Algeciras-Málaga pero os doy un consejo: mucho cuidado con las carreteras porque es muy fácil esquivocarse. No se si era por la lluvia o porque había muchas obras pero en Jerez nos perdimos varias veces. Finalmente llegamos a Málaga sobre las 8 de la tarde sin problemas. Ya sabéis, lo más fácil y comodo es contratar un chofer particular que te lleve a todos sitios.

Y esto es todo sobre el viaje, espero que os sea de ayuda no para que lo hagáis exactamente igual (cada uno viaja como quiere) pero si para que hagáis caso a alguno de los consejos que os he dado :)


Germán Moreno

www.zonetransfers.com

info@zonetransfers.com

PRINCIPALES Taxi aeropuerto

LA OPINIÓN DE NUESTROS CLIENTES

Me pongo en contacto para agradecer el servicio contratado y felicitar a los dos conductores que lo realizaron.
Puntualidad,seguridad y muchísima amabilidad.

No cabe duda que volveré a repetir y recomendaré vuestros servicios.

De nuevo,muchísimas gracias.
(18/10/2021) Raquel Mora
Trato excepcional. El coche siempre como nuevo, son educados, cordiales , puntuales. Unos profesionales 100%. Los recomiendo sin ninguna duda
(09/10/2021) Iñigo Mirabet
Conductores profesionales y discretos, agradable sensacion de tranquilidad
(09/10/2021) Julio Bernardeau
Después de recibir sus servicios en Tenerife, le escribo para manifestarle la satisfacción por todo: choferes, vehículos, puntualidad y por su paciencia conmigo.
Por supuesto, recomendaré su empresa y espero volver pronto.
Muchas gracias. Un saludo.
(06/10/2021) Ana Aguilar
Quería felicitarles públicamente por el grandioso servicio que nos ofrecisteis en nuestra boda este pasado fin de semana en Valencia. Tanto los 3 conductores como los coches estuvo genial.
(04/10/2021) Mawe Torró
Contrate este servicio para ir desde el aeropuerto de Lanzarote para ir a Puerto Órzola. El chófer nos estaba esperando en hall de aeropuerto, nos llevó las maletas hasta el coche. Servicio muy eficaz.
(29/09/2021) Pablo Velázquez
Fueron puntuales en la recogida en el Hotel.
(29/09/2021) Virginia Maiquez
Ramón es un conductor espectacular y puntual y atento, me hizo el viaje muy ameno. Sin dudarlo repetiría la experiencia.
(29/09/2021) Severiano López
Muy satisfecho por su servicio que sin duda volveré a utilizar y recomendaré.
(26/09/2021) Leandro M
El día 15 de marzo lo hemos utilizado por primera vez desde el Aeropuerto de Alicante a Torrevieja y estamos muy satisfechos, el avión se retrasó un poco, pero el conductor nos estuvo esperando. El conductor muy amable, coche limpio y perfecto. Lo recomiendo al 100%.
(22/09/2021) Antonio Alcaráz
Ver todas las opiniones